Noticias

Relator para las Naciones Unidas recomienda la implementación del etiquetado frontal de advertencia

Este informe afirma que las enfermedades no transmisibles (ENT) son un desafío importante de este siglo, muy arraigado en el sobrepeso, la obesidad y las dietas poco saludables.
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin


Educar Consumidores

Hace un par de días el médico y relator especial para la ONU Dainius Pūras, realizó un informe sobre el derecho a la salud, invitando a los Gobiernos a tomar medidas de salud pública, como el etiquetado frontal de advertencia, para prevenir las enfermedades crónicas no transmisibles – ENT, producidas en la mayoría de casos por el exceso de peso y obesidad, a consecuencia de los malos hábitos de alimentación.

Este documento llama la atención sobre la creciente demanda que tienen los productos comestibles ultraprocesados y bebidas azucaradas, que se vinculan con la aparición de las enfermedades mencionadas. Por tal motivo esta relatoría invita a los Gobiernos a tomar medidas de salud pública que desestimulen el consumo de estos productos.

El exceso de peso (obesidad y sobre peso) no es un fenómeno ajeno a Colombia, en el país cada año los índices de obesidad están en aumento y para citar un caso, entre el 2010 y 2015 la población con exceso de peso de niños y niñas entre los 5 y 12 años se incrementó del 18.8% al 24,4% según la última Encuesta Nacional de Situación Nutricional. Por lo tanto en la actualidad uno de cada cuatro niños tiene mayor probabilidad de sufrir, a temprana edad, diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares y algún tipo de cáncer.

El relator y médico Pūras, afirma en su informe que la iniciativa de etiquetado frontal de advertencia es una respuesta para garantizar el derecho a la salud, ya que esta medida ayuda a brindar “información clara y completa de una manera sencilla, alentando a los consumidores a tomar decisiones informadas sobre sus dietas, sin realizar esfuerzos adicionales ni requerir conocimientos calificados” afirma el relator.

Las medidas saludables que ayudarían a los ciudadanos a tomar mejores decisiones de consumo no han sido fáciles de implementar en el órgano legislativo colombiano. Esto se puede constatar en la oposición a proyectos de ley como el 214 de 2018 que buscaba implementar en el país el etiquetado frontal de advertencia, o las iniciativas de impuesto saludable a bebidas azucaradas, que se han presentado tres veces en el Congreso de la República, sin tener resultado positivo.

le puede interesar “Radican proyecto de ley de impuestos saludables a bebidas azucaradas

Frente a esto, el relator advierte que en el mundo se ha dado un fenómeno para evitar que estas medias se apliquen en los países, “La desinformación y la presión de la industria de alimentos y bebidas interfieren con los esfuerzos de los estados para adoptar leyes, regulaciones y políticas de salud pública” afirma Dainius Pūras en su informe.

La invitación de la relatoría está dirigida a los Gobiernos para que aborden de manera proactiva e integral los factores de riesgo que causan las Enfermedades Crónicas No Transmisibles a partir de los patrones de alimentación, de esta manera garantizar el derecho a la salud.